De InterésEconomíaInternacionales

Bolivia sube el precio del pan entre denuncias de harina argentina de contrabando

65views

En Santa Cruz el sector panadero anunció una subida de 0,30 centavos de boliviano por pan. El gobierno garantiza el suministro de harina de trigo pero crece la tensión social.

Santa Cruz.- La industria panadera de Bolivia incrementará el precio del pan a partir de la próxima semana, de acuerdo con un anuncio hecho el día de ayer por Lilian Fructuoso, secretaria de conflictos de la Federación de Panaderos de Santa Cruz. La ejecutiva dijo que la decisión fue tomada luego de un encuentro poco fructífera con funcionarios de la Alcaldía de Santa Cruz de la Sierra que abandonaron la reunión luego de una serie de desacuerdos.

El producto que antes costaba 0,50 centavos de boliviano subirá a 0,80 desde este lunes. La subida del ítem más importante de la canasta básica ha puesto a la población boliviana en la incertidumbre. “No estamos en una situación económica que nos permita que la canasta básica suba, la gente no lo va permitir”, dijo Marlene Sosa, una ama de casa indignada por el aumento de precio.

En tanto que otras ciudades como Sucre el sector panadero tomó la decisión de “jugar con el gramaje” del pan y reducir el tamaño para compensar la subida de los insumos para su producción. Se esperan anuncios de medidas similares en otras ciudades en las próximas horas.

Por su parte, el gobierno anunció que la empresa estatal que controla la harina de trigo garantizará el precio de la materia prima del pan. La Empresa de Apoyo a la Producción de Alimentos (Emapa) anunció que lograron acopiar 120 mil toneladas de trigo para producir 1,7 millones de quintales de harina de trigo y que la demanda prevista para este año es de 1.6 millones de quintales.

“Hay mesas técnicas en el caso de Santa Cruz que se están desarrollando con el gobierno municipal de la ciudad de Santa Cruz. Nosotros vamos a procurar, a través de las instancias pertinentes, participar de las mesas técnicas para escuchar sus preocupaciones y encontrar de manera conjunta soluciones”, afirmó el ministro de Desarrollo de Producción y Economía Plural, Néstor Huanca a la prensa local.

Sin embargo, para los panificadores este no es el único ítem que ha registrado una subida de precio, sino también la manteca, el aceite y otros insumos. “Por qué no hacen el control en las molineras que están subiendo el precio de la harina, por qué no van a controlar a los mercados el precio del queso, de la manteca, por qué no hacen su trabajo, eso es lo que les hemos pedido y por eso han salido corriendo”, dijo el panadero Carlos Bustillo en declaraciones públicas.

“Todo esto ligado a las políticas públicas erradas. El gobierno no se abre a la utilización de maíz transgénico y estoy seguro que la población va ser la perjudicada. No se puede jugar con la falta de alimentos. El alimento es un derecho, no un privilegio y esto de seguro va generar rechazo y rebeldía en la población que no querrá asumir este costo”, explicó el investigador genético agrícola Marín Condori que lleva años tratando de impulsar medidas de uso de biotecnología en el agro.

Para el experto que encabeza el Instituto Nacional de Innovación Agropecuaria y Forestal Santa Cruz, es cuestión de tiempo hasta que lleguen los problemas sociales que tendrán un costo alto para el gobierno. “Los pequeños productores de trigo están sufriendo mucho, son los más perjudicados. Hay una campaña que está en riesgo por la falta de agua y el cambio climático y la terquedad del gobierno que no entiende la importancia de estas decisiones que repercuten en el alimento de la población.

Condori explica que este año habrá fuertes vientos superiores a los 90 kilómetros por hora y que lo poco que hay de trigo sembrado corre mucho riesgo porque los vientos desgranan la siembra. “En agosto probablemente tengamos problemas más serios porque la producción podría sufrir otra helada como la del año pasado además de los vientos”, explicó.

Esto se suma a las denuncias de contrabando de harina en mal estado que llega a la empresa estatal Emapa ya vencida y que fue incautada en manos de panaderos lista para ser utilizada. La mayor parte de la harina de trigo que entra de forma ilegal a Bolivia es traída desde Argentina y con la inflación creciente en el país vecino los empresarios temen una subida en el contrabando que ponga en peligro la salud de la población boliviana por la falta de control sanitario en dichos productos.

Por otro lado, la empresa estatal ha sido duramente cuestionada por que se encontró en sus silos harina de trigo transgénico ingresado de manera ilegal al país. Para Condori, hay un doble discurso dentro del gobierno que por una lado permite el uso de productos de contrabando que ya vienen con alteraciones genéticas y por otro se niega a que los agricultores puedan progresar con la biotecnología.

Las negociaciones entre el gobierno y sector panaderos seguirán en estos días, pero al cierre de esta edición la subida de 0,30 centavos en Santa Cruz estaba ratificada para el lunes.

Fuente: bloomberglinea.com

Leave a Response